Si tienes una explotación agrícola o ganadera, sabrás que este es el momento perfecto para proteger tanto naves de almacenamiento, explotaciones o establos. El objetivo es que los animales y las plantaciones que en ellos se resguarden no sufran, y proteger también la maquinaria y los materiales de la actividad frente a inclemencias meteorológicas, humedades etc.

Para cumplir este objetivo, deberás instalar una lona o textil técnico en tu explotación ganadera o agrícola. Estos cierres para este tipo de naves pueden estar realizados en diferentes materiales además de tener diversas formas de sujeción, sistemas de apertura y cierre…

También podemos confeccionar los cierres fijos, esto depende siempre de la estructura y las necesidades que tengas como cliente. Todos los cierres se hacen a medida y adaptados. Además, las lonas pueden ser motorizadas para manejarlas de manera más sencilla y pueden estar diseñadas en las formas o colores que desees.

Para instalar una lona de este tipo en tu nave existen una serie de buenas razones que queremos recordarte en este artículo:

  • Porque son una garantía de aislamiento. Los textiles técnicos para este tipo de instalaciones aíslan de la lluvia, el frío o el viento y permiten mantener la nave en unas óptimas temperaturas de conservación.
  • Porque mantienen las bacterias fuera. Las lonas permiten ventilación natural de los establos y por tanto crean un entorno seco, fresco y seguro. Aíslan de bacterias que pueden dañar la salud de los animales.
  • Porque permiten ahorrar energía. Proporcionan luz natural y por tanto no tendrás que consumir tanta luz artificial en tu establo lo que permite un ahorro medioambiental y también económico.
  • Porque son una opción económica. Estos textiles suelen ser más baratos que las estructuras de madera o metálicas por lo que ahorrarás dinero y tendrás el mismo aislamiento en tu establo o nave.
  • Porque son totalmente adaptables y a medida. Las lonas agrícolas se realizan en función de las necesidades de tu establecimiento y de sus medidas. Si además tienes un negocio puedes rotularlas y usarlas como soporte publicitario.

Si te estás planteando colocar una lona o un toldo cortina en tu nave o establo, puedes llamarnos al 902 132 233 o enviarnos un e-mail a web@toldosgomez.com.  

En TGM-Toldos Gómez nuestros profesionales te asesoran personalmente para que elijas el producto que mejor se adapte a tus necesidades.

 

El verano se acaba y con él las tardes y días de piscina. Si quieres poder disfrutar de ella el verano que viene en buenas condiciones, debes tomar nota de algunas claves importantes para su conservación y limpieza durante los meses de otoño, invierno y primavera. Comenzamos.

 

–      Protección contra elementos externos. Las hojas, ramas, insectos son elementos que caerán sobre tu piscina exterior cuando llegue el mal tiempo. Estos agentes suelen provocar daños en tu piscina además de suciedad y la consiguiente humedad. Para evitar tener que retirarlos, la cobertura con una buena lona es la solución ideal. Una lona resistente ayuda a que estos elementos se mantengan fuera del agua y sean fáciles de retirar.

–      Más respeto al medio ambiente. Una lona para cubrir la piscina reduce el empleo de productos químicos necesarios para la limpieza de la piscina. No tendrás que limpiar y purificar el agua con tanta frecuencia y por tanto ahorrarás y tu piscina será más sostenible y respetuosa con el medio ambiente.

–      Menos evaporación de agua. El nivel de agua de la piscina suele descender en primavera, ya que se pierde por evaporación. La cubierta de invierno evitará que baje de forma sustancial ese nivel del agua y por tanto que esté lista con el agua necesaria para el próximo verano.

–      Más seguridad. La lona para piscinas es además un elemento importante de seguridad. Evita que mascotas o personas caigan al agua durante los meses que no se usa. Para ello la lona debe estar bien tensada y anclada con unas buenas sujeciones.

En Toldos Gómez, disponemos de los dos formatos de protección para tu piscina: la cubierta clásica de lona hecha en poliéster,recubierta de PVC gran resistencia y tratamientos especiales para el cuidado del agua, nuestra estrella en lonas de piscina, la cubierta flotante de polietileno, y la de lamas flotantes, entre otras.

Ahora es el momento perfecto para colocar la lona que tu piscina necesita. Si lo haces, el verano que viene lo agradecerás y podrás disfrutar de nuevo de ella como nueva.

Si estás pensando en qué lona es mejor para cubrir tu piscina, no dudes en llamarnos 981 500 202 o enviarnos un e-mail web@toldosgomez.com. También puedes visitar nuestra página web toldosgomez.com o venir a visitarnos en cualquiera de nuestras oficinas. ¡Estaremos encantados de atenderte y de ofrecerte una solución a medida!

La elección del color de tu toldo es casi una decisión tan importante como la elección del propio toldo. Al escoger un determinado color debes tener en cuenta cuestiones estéticas pero también prácticas para que el toldo cumpla su función principal que es la de ofrecer una adecuada protección solar.

Los tonos fríos como el azul filtran la luz acentuando la sensación de frescor, mientras que los colores calientes como el naranja o el rojo, elevan la sensación de calor.

Los colores claros para tu toldo como blancos, crema, amarillos, son recomendables en lugares sombríos donde no necesites especial protección contra la luz visible o la luminosidad. Los toldos de estos tonos tienen un índice de protección menor contra los rayos ultravioletas que los toldos de colores más oscuros.

Dependiendo de su color, la protección contras esos rayos UV varía y puede ser menor o mayor. Colores de la lona más claros como blanco, crema, avena, marfil, perla, salmón o vainilla presentan un índice de resistencia menor. En concreto, de un 40 frente a un 60 u 80 que tienen la mayoría del resto de tonalidades.

 Los tejidos de toldos en colores oscuros, densos y de buena calidad pueden servir de barrera para entre el 90% y el 99% de los rayos UV. Si tu terraza es muy soleada, un buen color para el toldo es el verde, ya que bloquea la excesiva luminosidad sin oscurecer el espacio.

En la elección del color del toldo también tiene mucho que ver la estética y la decoración del espacio. Los colores fríos acentúan la sensación de frescor y los cálidos contribuyen a aumentar la sensación de calidez. Dependiendo de la atmósfera que desees crear y de las sensaciones que quieras transmitir a tus clientes, escogerás uno u otro. Por ejemplo, si deseas crear un ambiente más elegante, sobrio o distinguido optarás por toldos en tonos oscuros que aportan elegancia a tu local. Si por el contrario, deseas transmitir frescor puedes elegir colores calientes o incluso toldos de rayas o motivos geométricos.

Toldo Antica

 

Otro factor a tener en cuenta es la combinación del toldo con el color de la fachada. Si tu fachada es de tonos claros como blanco puedes crear un efecto contraste con un toldo rojo o amarillo fuerte que destacará sobre el resto de elementos de la misma. En este caso un toldo con estampados o rayas también puede ser una opción rupturista y fresca para tu fachada. El estampado puede ir en el lado interior del toldo mientras que el exterior puede ser de color liso.

A la hora de elegir el color de tu toldo también has de tener en cuenta, en caso de locales comerciales, el logo o marca que puede ir rotulado en él. Trata siempre de combinar bien los colores para que ese logo destaque y sea legible sobre el color de fondo del toldo.

Como ves, elegir el color de tu toldo es una tarea que requiere cierta planificación en función del espacio y las necesidades. Si necesitas asesoramiento personalizado, llámanos al 902132233 o envíanos un email a web@toldosgomez.com.  Nuestros profesionales te informarán sobre el color ideal que tu toldo necesita.

 

 

 

 

 

 

Con la llegada del calor y de las temperaturas más altas del año, es importante no solo elegir una buena estructura para protegerse, sino también saber bien cómo escoger la mejor lona para ella.

Tanto si tienes un toldo como un cenador o una carpa, te vamos a dar algunos consejos sobre cómo escoger la tela adecuada para resistir mejor las temperaturas y el calor estivales. Toma nota.

La lonas que se usa en Toldos Gómez para la confeccion de toldos, son fundamentalmente acrílicas. La lona acrílica es la opción más habitual para todo tipo de toldos (clásicos, cofres, planos, verticales…); debido a sus características técnicas, adaptabilidad a las distintas estructuras y facilidad a la hora de recoger los toldos.Se trata de una tela compuesta de fibra acrílica tintada desde el proceso de hilado, por lo que el color se mantiene en el tiempo,es muy resistente al paso de la luz y con un cierto grado de impermeabilidad, para esta lluvia nuestra “miudiña” .

Dentro de las lonas acrílicas existen diferentes tipos.

–      El tejido acrílico tintado masa,sin ninguna característica adicional, como puede ser el resinado o la ignifugacion .Está hecho con una trama de hilos que se tiñen antes de confeccionar el tejido. Está adaptado para soportar las inclemencias del sol y de la lluvia débil. Son repelentes al agua sin perder transpirabilidad Tiene unos altos índices de protección contra los rayos UV y su elevada columna del agua lo convierte en el material ideal para aguantar a la intemperie

–      El tejido acrílico resinado.Este tipo de acrílico es resistente al agua pero como contrapartida no se puede rotular.

–      El tejido acrílico ignífugo. Es especial para que las lonas queden protegidas de posibles incendios.

La protección contra los rayos solares es la principal finalidad que debe cumplir una lona acrílica. Dependiendo de su color, la protección contras esos rayos UV varía y puede ser menor o mayor. Colores de la lona más claros como blanco, crema, avena, marfil, perla, salmón o vainilla tienen un índice de resistencia menor, de un 40 frente a un 60 u 80 que tienen la mayoría del resto de tonalidades.

También se puede utilizar PVC o tejido microperforado para tu toldo. La lona microperforada está compuesta por hilos de poliéster. Se trata de un tejido para protección solar de última generación. Destaca especialmente por su capacidad de aislamiento térmico y transpiración, que reduce el calor y deja pasar el aire; además de favorecer el ahorro energético,aunque tiene como contrapartida el no ser resistente al agua.

Por su parte, la lona de PVC es la más recomendada para tapar la lluvia, por su impermeabilidad. Sin embargo, no se recomiendan para espacios calurosos o expuestos al sol, ya que lo mismo que no pasa la lluvia, no deja que salga la acumulación de calor y produce un efecto invernadero, ya sin tener en cuenta que estéticamente, no es la reina de la fiesta.

No importa el tipo de lona que quieras o necesites para tu espacio este verano. En Toldos Gómez  te contamos cuál es la mejor según tus necesidades. Llámanos al 902132233 o envíanos un email a web@toldosgomez.com. Tendrás el asesoramiento de nuestros profesionales para que puedas elegir la lona más adecuada para ti.

Es una estructura muy útil para tu patio, terraza o jardín durante los meses de verano. El cenador te permite disfrutar de comidas, cenas o siestas al aire libre pero siempre protegido del sol o del viento.

El cenador es básicamente una estructura compuesta por una armazón que puede estar construida con diferentes materiales como metal, hierro, madera, cemento etc. La forma y disposición de un cenador es muy variada pero lo realmente importante es el material que cubre ese cenador y que aporta la sombra necesaria para hacerlo útil, que es de la que nos encargamos en Toldos Gómez. 

Por lo general, el cenador va cubierto de una lona que se adapta estéticamente al espacio y que permite varias opciones. Puede ser una lona acrílica o de PVC. Este tipo de lona garantiza tanto la protección solar como la impermeabilidad, en caso del pvc total y si fuese acrilica con un cierto grado de impermeabilidad,para que puedas disfrutar de una estancia tranquila bajo la estructura.

La forma del cenador y de la lona suele ser rectangular o cuadrada aunque también puede ser redonda. De hecho, los cenadores clásicos que habrás visto en infinidad de películas, se colocaban en el centro del jardín y tenían forma redondeada y estructura de madera.

Los laterales se pueden cerrar mediante toldos cortina con o sin guías y añadiendo unas ventanas de pvc transparente para no restar claridad a la estancia.Todas nuestras lonas son confeccionadas a medida y adaptadas a la estructura de nuestros clientes. Las plantas enredaderas son otra opción de cubrir la estructura del cenador. Pueden protegerte de los rayos del sol pero no de otros fenómenos meteorológicos como la inesperada lluvia de una tormenta de verano. Para ello lo mejor es optar por un elemento textil aunque la manta vegetal ayuda y ornamenta.

El sistema de cierre y apertura de estas lonas puede ser de forma manual o motorizada con mando a distancia. Si no deseamos un cenador permanente podemos optar por una carpa plegable que podremos montar y desmontar cuando queramos y que hace las funciones de un cenador para tu patio o jardín. Este tipo de cenadores se abre y se cierra como un acordeón y es ideal para zonas muy expuestas al sol como por ejemplo puestos de mercados ambulantes, ferias etc.

El Toldos Gómez también disponemos de un toldo muy peculiar, el Umia, que permite gran versatilidad. Puede ser plano o con otra forma y lo confeccionamos para que encaje a la perfección con la estructura de un cenador. El Umia se integra a la perfección en la naturaleza, la tela puede ser de diferentes formas y colores. Opcionalmente, además puede llevar una doble tela en pvc que ejerce una función protectora.

Este tipo de toldo es perfecto para un cenador adosado que se apoya contra una pared y tiene función de porche. También puede llevar pies delanteros y traseros en forma de isla o bien delanteros con apoyo a muro. Este tipo de cenador se instala sobre una estructura que puede estar acristalada terraza  Es uno de nuestros toldos planos.

Como ves, cubrir un cenador para tener un buen espacio de sombra este verano, es una tarea sencilla. En Toldos Gómez podemos ayudarte con ella, te asesoramos y nos desplazamos a tu lugar para ver “in situ” las necesidades. Si lo necesitas,puedes llamarnos al teléfono 902132233 o consulta nuestra página web www.toldosgomez.com para ver otros tipos de toldos de los que disponemos. En Toldos Gómez estaremos encantados de ayudarte.

 

 

 

 

 

 

 

 

Aunque la finalidad principal de un toldo es siempre la misma; protegernos del sol y ofrecer sombra, existen diferencias según el lugar al que lo destinemos. No es lo mismo elegir e instalar un toldo para la entrada de tu casa que para tu local comercial. Hay algunas diferencias básicas que deberás conocer antes de decidirte por uno o por otro.

  • El tamaño. La entrada de una casa suele ser, por lo general, más pequeña que la entrada de un local comercial y por tanto el toldo para cubrirla también será distinto. Para los hogares, ya sea entradas o terrazas suele usarse el toldo extensible con brazos que no se aprecian desde fuera. Para entradas como las de una tienda con su escaparate se usan estos toldos pero también el toldo recto.Tiene un sistema de brazos abatibles. Es cómodo de instalar y fácil de usar tanto en comercios como en terrazas.
  • La forma. Estamos a acostumbrados a ver los mismos toldos en casi todas partes pero los locales comerciales también admiten otras formas. Por ejemplo, las formas redondeadas de las capotas, especialmente diseñados para locales y fáciles de recoger y abrir según las necesidades.
  • La finalidad. Aunque la protección del sol o de fenómenos climatológicos es la principal finalidad de los toldos, en el caso de los locales comerciales existe un objetivo distinto: la publicidad. El toldo de un establecimiento es un soporte publicitario para difundir los valores corporativos a través de su logo, slogan, imagen etc.
  • Un uso adicional. Por lo general, el toldo en locales comerciales se instala para las funciones de protección solar pero en casa de una terraza el toldo habilita un nuevo espacio donde poder comer o realizar actividades de forma protegida.
  • En un local comercial el uso de toldos y lonas admite más variedad que en una vivienda particular. Por ejemplo, puedes instalar cortinas transparentes correderas, cerramientos de terrazas para bares, marquesinas para hoteles y un largo etcétera.

Ahora que tienes claras las diferencias entre toldos comerciales y particulares, en TGM-Toldos Gómez te ayudamos a elegir e instalar el tuyo tanto en tu casa como en tu hogar. Puedes ponerte en contacto con nosotros en el 902 13 22 33, a través del e-mail web@toldosgomez.com o rellenando este formulario. Nuestro equipo de profesionales te asesorará para la instalación del toldo que mejor se adapte a tus necesidades.